Porque tus clientes merecen una web a la altura de tu negocio

Eso ya lo hago con Facebook

Por Rodrigo Álvarez Virgós

¿Debería una PYME pagar por una página web habiendo redes sociales? Es una pregunta que hacía Juan García de Adama Web en el Foro Internet Meeting Point celebrado en Oviedo, y que me hizo recordar la siguiente anécdota:

En una ocasión, una persona nos pidió presupuesto para desarrollar la web de su restaurante. Curiosamente, quería una web estática, es decir, que sólo contenga información invariable: ni un CMS para modificar la información de la web (el menú del día, la carta, etc), ni un blog para contar las noticias y novedades, ni un gestor para publicar los eventos organizados en el restaurante, ni un libro de visitas donde los visitantes puedan leer las opiniones de quienes pasaron previamente por el local, ni un foro para los clientes más fieles y habituales... Es que todo eso lo haré con Facebook

Si Facebook nos permite publicar cualquier tipo de  información (texto, fotos, vídeos, etc) en nuestro muro; entonces ¿para qué necesitamos un sitio web?

El contenido de Facebook, es propiedad de Facebook

Bueno, no exactamente. Cito textualmente un fragmento de los términos legales que enlazan las condiciones que aceptaste al crear tu página de Facebook.

Nos concedes una licencia no exclusiva, transferible, con derechos de sublicencia, libre de derechos de autor, aplicable globalmente, para utilizar cualquier contenido que publiques en Facebook o en conexión con Facebook.

Por tanto, pueden hacer con tu contenido lo que les salga de las narices, porque les has dado el permiso para hacerlo. Y esto no ocurre con tu propio sitio web.

Facebook no segmenta la información

Facebook no divide la información en distintos apartados, sino que toda la info aparece secuencialmente en nuestra línea de tiempo y se va desvaneciendo con el tiempo.

Con un libro de visitas en la web del restaurante, las reseñas acerca del local estarían todas juntas en la sección correspondiente. Con Facebook, si alguien quiere ver las opiniones de otros clientes, se tendría que tragar a piñón, una por una, todas las entradas del timeline del restaurante desde la creación de la página. Va a ser que no...

Facebook y posicionamiento en buscadores

Aunque difícil, es posible posicionar una web estática en Google y demás buscadores. También es posible posicionar una página de Facebook. Sin embargo, siguiendo este planteamiento estamos diluyendo nuestros objetivos en SEO.

Sabemos lo bien que posiciona el contenido fresco, el linkbuilding interno, que la información cambie a menudo, la optimización de metadatos, etc No podemos trabajar esos términos en Facebook, el único sitio donde podremos tener un buen posicionamiento es... en el propio Facebook

¿Y si mañana cierra Facebook?

Hoy por hoy es poco probable, pero no imposible a medio plazo. Incluso si no desaparece, siempre puede aparecer la red social X que envíe a Facebook al inframundo (que se lo digan a MySpace), torres más altas han caído...

Si esto ocurre, prueba a reclamar todo tu timeline... Y aunque pudieses exportar toda la información de tu Facebook, ¿volverías a cometer el error de llevártelo a otra red social?

Hay herramientas online como Google Maps, Blogger, Wikipedia... que son gratuitas y geniales, pero en general es un error depender tu estrategia online de un servicio que mañana puede irse al carajo.

Conclusión

Entonces, ¿es mejor tener una web que cuentas en las redes sociales?

 ¿Por qué no las dos cosas? Está claro que tener nuestro propio sitio web es fundamental, pero las redes sociales son un gran complemento que nos sirve como apoyo para fidelizar y reforzar nuestra marca en Internet. De hecho, las redes sociales son una buena forma para llevar tráfico hacia nuestro site. Por cierto, si te apetece puedes hacer un "me gusta" en nuestra página en Facebook :-)